una autocrítica constructiva, pues el fantasma del error está continuamente planeando sobre quienes afirmamos haber vivido una experiencia de contacto extraterrestre. Al margen de la realidad del contacto y su mensaje de alternativa, muchas veces el comportamiento del testigo puede poner en jaque la importancia de sus afirmaciones. Nos hallamos ante un tema más que resbaladizo, en donde la duda, las críticas desmesuradas y opiniones peregrinas se deslizan permanentemente. Y es inevitable que ello siempre sea así, ya que nos hallamos ante un hecho controvertido, discutido y al mismo tiempo apasionante. Sin embargo, ello no debe permitir dejar de lado una visión constructiva y objetiva sobre todo el proceso que involucra estrechar lazos con inteligencias no humanas. Por ello espero que este humilde aporte nos ayude a ser más responsables dentro del gran entramado que significa el mal llamado fenómeno ovni.

Anuncios