Sábete, el alma debe ser limpiada de su oscuridad, así puedes entrar a los portales de la Luz. Así, establecí entre ustedes los Misterios para que los Secretos siempre puedan encontrarse.

Sí, aunque el hombre pueda caer en la oscuridad, la Luz siempre brillará como una guía. Escondido en la oscuridad, cubierto por símbolos, siempre se encontrará el camión al portal. El hombre en el futuro negará los misterios pero siempre el camino encontrará el que busque.

Ahora te pido que mantengas mis secretos, dándolos solamente a aquellos que hayas puesto a prueba, para que lo puro no sea corrompido, para que el poder de la Verdad pueda prevalecer.

Anuncios