Lejos en el pasado, cuando llegué a ustedes por primera vez, los encontré en cuevas de piedra. Los levanté con mi poder y sabiduría hasta que brillaron como hombres entre los hombres. Sí, los encontré sin ningún conocimiento. Solamente un poco surgieron más allá de las bestias. Avivé siempre la chispa de su conciencia hasta que al fin ardieron como hombres.

Anuncios